Diabetes en niños y adolescentes

Hasta hace poco, la diabetes más común en niños y adolescentes era la tipo 1 conocida también como diabetes juvenil. En este tipo de diabetes, el páncreas no produce insulina, que es una hormona que ayuda a que la glucosa entre en las células para darles energía. Sin insulina, demasiada azúcar queda en la sangre.

Hoy en día más personas jóvenes tienen diabetes tipo 2. A esta diabetes se la solía llamar diabetes del adulto, pero ahora es también común en niños y adolescentes debido a una mayor obesidad. En la diabetes tipo 2, el cuerpo no produce o no usa la insulina adecuadamente.

Los niños y adolescentes están en mayor riesgo de diabetes tipo 2 si tienen sobrepeso u obesidad, tienen antecedentes familiares de diabetes o no hacen ejercicio. Los niños que son afroamericanos, hispanos, indios americanos / nativos de Alaska, asiáticoamericanos o isleños del Pacífico también tienen un riesgo más alto. Para disminuir el riesgo de diabetes 2 en niños y adolescentes:

Ayúdeles a mantener un peso saludable.

Asegúrese que hagan ejercicio y se mantengan activos.

Sírvales porciones pequeñas de alimentos saludables y nutritivos.

Limite el tiempo que pasan frente al televisor, computadora o videos.

Los niños y adolescentes con diabetes tipo 1 pueden necesitar insulina. La diabetes tipo 2 puede ser controlada con dieta y ejercicio. Si eso no es suficiente, necesitarán tomar medicinas para la diabetes orales o insulina. Un análisis de sangre llamado A1c puede comprobar cómo está manejando su diabetes.

Fuente: www.fundaciondiabetes.org






  • Autor: www.fundaciondiabetes.org
  • Fecha: 2018-10-18